viernes, 15 de julio de 2016

HALF TRIATHLON VITORIA

Llegada a la linea de meta muy tocado
Afrontaba mi 4º half de la temporada en el Triathlon Vitoria-Gateiz y por primera vez en categoría Elite. Una lista formada con nombres muy importantes del panorama nacional, pero confiado de mis posibilidades para estar en el top 10, con el plus de motivación de poder medirme con la Elite nacional de la media distancia.
Una prueba de la que todo el mundo hablaba maravillas y la que había fijado en mi calendario ya hace unos meses.

Hacemos el viaje en coche el viernes por la tarde, 5 horas y media de viaje que se hacen un poco pesados. Llegamos de noche a Vitoria justo para ir a cenar y dejar todo el erquipaje en el hotel, que está perfectamente ubicado apenas a 500m de T2 y de la zona expo. (Hotel Dato, por si alguien le interesa)

Entreno del sábado en Mirador de la Presa
El sábado quedo con mi amigo Amaury que corre en el Full Distance, para salir a rodar y activar  las piernas como suelo hacer antes de una competición. Nos dirigimos hacía el lago de Landa para reconocer un tramo del circuito de bici, las carreteras son buenas y los paisajes espectaculares.
Vuelta para Vitoria para ir a la reunión técnica que se hacía a las 11:30, tenía muchas dudas de como iba todo el tema de transiciones, autobuses, horarios... y necesitaba aclarar dudas. Me producía mucha inquietud que sumado a los nervios previos de una carrera me hacían estar intranquilo.
Después de la reunión me queda un poquito más claro todo, nos vamos a recoger el dorsal y a comer al Italiano donde habíamos cenado el día anterior.

Por la tarde otra vez nos desplazamos al lago de Landa, esta vez en coche a unos 25' de Vitoria, hay un follón impresionante de coches y gente. Dejo todo lo necesario en la T1 (Bici, casco, dorsal, etc) e intento memorizar mi recorrido en la transición para buscar mi bolsa y la bici.
Volvemos para Vitoria para ir a la T2 y dejar la bolsa de run (bambas, calcetines, geles) también visualizo el recorrido que hay que hacer para tenerlo más claro. el día de la carrera.
Con todo en orden es momento de relajarse un poco, así que nos vamos con mi mujer a tomar unos pintxos en una terraza y acto seguido a cenar pronto intentando cumplir la dieta en la medida de lo posible, después a un chino a buscar arroz blanco para desayunar y al hotel a descansar.

El lago de Landa a las 7:30
Día de carrera: me levanto a las 5am para desayunar un poco de arroz con atún y unas tostadas con mermelada. Con la barriga llena descanso un poco en la cama y a las 6am nos vamos a buscar el bus que nos llevará a Landa.
Viajo solo ya que Noe tiene que esperar a que salgan los autobuses de acompañantes. Llegamos al lago y nos encontramos con una densa niebla que apenas deja ver la primera boya, la salida se demora 45' que se hacen más amenos entre los amigos de los Trikis.

Listos ya en la orilla para tomar la salida a las 8:45, los elite nos situamos 15m por delante de los GE, pero me temo una salida difícil ya que ellos vienen en carrera y se nos echarán encima.
Unos segundos de silencio en la moqueta y bocinazo de salida, salgo en segunda fila y enseguida encuentro un hueco para nadar hacía la primera boya, los GE ya están encima pero voy con bastante sitio para nadar cómodo.
Poco a poco voy perdiendo posiciones y metiéndome en alguna que otra situación de golpes y aglomeración, lo que me hace derrumbarme un poco mentalmente. Me siento lento, con mala técnica y las piernas agarrotadas.
La orientación durante el recorrido es bastante fácil con muchas boyas de señalización, hago los dos giros a la izquierda que forman un rectángulo para volver a la orilla. Ahí me siento un poco más cómodo he intento ganar algo de tiempo ya con la referencia del arco de salida.
Salgo con un tiempo de 29'28" y la posición 71, a priori bastante mal para conseguir el objetivo de top 10 que tenía marcado.
Analizando los tiempos de mi Garmin en casa pienso que no ha sido un mal tiempo, dado que los GPS marcaban algo más de 2000m, lo que sería un ritmo de 1'25" los 100m.

Como de costumbre la suelo liar en las transiciones, esta vez no podía ser menos... Me dirijo a la bolsa de transición para dejar neopreno y coger las cosas de ciclismo. Pero me voy con el gorro y las gafas de natación puestas... Por supuesto he de dar media vuelta y volver a la bolsa a dejarlos.

Llegaba el momento esperado para mi en cada triatlón, la bici!!!
Tocaba remontar posiciones, una tarea complicada los primeros kms donde nos juntamos muchos participantes. Se daban situaciones complicadas con muchas bicicletas en un solo carril de 3m y la gente nerviosa para intentar escapar de esas situaciones.
En los primeros 40km no puedo coger mi ritmo, con constantes adelantamientos invadiendo la zona de 10m habiendo que dejar de pedalear e incluso frenar par evitar las posibles sanciones.
Terminamos la primera vuelta de 40km y las cosas empeoran, nos juntamos con los del full durante 9km lo que hace imposible disfrutar del recorrido, se hace complicado respetar el reglamento viendo delante de mi como descalificaban a la 2ª clasificada Aintzane Argaitz por invadir contrario y Iñigo Labayen por blocking.

Como se puede apreciar en el gráfico de pulsaciones, a partir del km 50 empiezo a mantener el ritmo
Ya en el km 50 nos desviamos los del Half para coger la vuelta larga, aquí empieza para mi el verdadero parcial de bici pudiendo imponer mi ritmo. 
Vamos un grupo de 4 triatletas, veo que tengo más ritmo así que me pongo a tirar y me deshago de ellos en busca de otro grupo de 7-8 unidades que va por delante con bastante diferencia.
Son unos 15-20km de persecución rodando solo y concentrado en mantener el ritmo, el circuito es rapidísimo y la gran parte del tiempo voy por encima de los 40km/h.

Tramo del sector de ciclismo
En el 70 consigo contactar con el grupo, en el va algún nombre conocido como Peru Alfaro, decido mantener el ritmo que llevaba y ponerme a tirar delante en un tramo bastante favorable con carretera ancha. Un par de corredores también entran a tirar, pero en los últimos 10km ni rastro de los rivales, todos guardando fuerzas para la carrera a pie.
No es una situación incomoda para mí, así que sigo sigo tirando a buen ritmo hasta la entrada a Vitoria, donde ahora si 2 rivales me adelantan para llegar primeros a la T2... Me cantan que voy el 10º
El parcial de bici fue buenísimo con el 6º mejor parcial con 2h17' y un promedio de 40,3km/h en los 93km

Impresionante la cantidad de gente que había al llegar a la T2, fueron 200m increíbles con toda la calle Fueros abarrotada de gente y un griterío espectacular. Hago una buena transición y me dispongo a correr los 21km

Entrada en la T2
Parciales en el sector de carrera a pie

Empiezo la media maratón con fuerzas y buen ritmo, tengo 2 rivales cerca y poco a poco voy recortando diferencia. Por detrás viene gente rápida por lo que habrá que emplearse a fondo para no perder posiciones.
El calor aprieta fuerte e intento correr al máximo por las zona de sombra y siempre hidratándome bien en cada avituallamiento. No quiero perder contacto con mis predecesores, por lo que me dejo llevar un poco en estos primeros kms marcando parciales por debajo de 3'50"/km.
Consigo ganar una posición antes del km 5, se que por delante las cosas estarán muy difíciles o casi imposible para seguir subiendo posiciones
En el km 8 sufro una rampa en el isquio izquierdo y me temo lo peor ya que aún queda mucha carrera por delante. La afronto con calma, me paro hago estiramientos y reanudo la marcha poco a poco. Parece que me he recuperado bien y vuelvo a correr a buen ritmo aunque perdiendo una posición.
Intento aguantar el ritmo del corredor Francés que me ha adelantado, entramos en zona de meta para iniciar el segundo giro y de nuevo impresionante la cantidad de gente que hay animando.

En la segunda vuelta empiezo a acusar el esfuerzo, me cuesta mantener el ritmo y llevo las pulsaciones más altas de lo normal debido al fuerte calor. Pierdo una posición, pero me aferro con todo al triatleta Francés que va por delante, el ritmo me castiga mucho y las fuerzas van mermando.
Ya en el km 16 me pongo a su lado y le digo que voy muy justo, que no le luchare la plaza, me conformo con quedarme a su estela hasta meta. Me contesta que viene descalificado de la bici por no parar en penalty box y que está fuera de carrera.
Todo esto corriendo a 180 pulsaciones, muy por encima de lo que suelo ir en competición de MD (170-175ppm).
Ya quedan menos de 3kms, pero un dolor abdominal justo debajo del pecho me deja KO, es un doloroso pinchazo cada vez que intentaba coger aire. Me quedo parado a 2 km de meta intentando exhalar al máximo de aire y presionando en la zona pero no mejora. Decido reanudar la marcha haciendo respiraciones cortas y a un ritmo que me permita llegar lo mejor posible a meta.
Pensaba que habría perdido alguna posición con todo este tiempo que había perdido pero lo salve por poco segundos.
Al final 1h26' en los 21km con una media de pulsaciones de 174ppm

Con muchas ganas y con otra lección aprendida, toca seguir entrenando duro ya pensando con el objetivo principal de la temporada en el Ironman de Vichy.
Serán 6 semanas en las que habrá que entrenar muy duro para llegar al máximo nivel el 28 de agosto en Vichy.

ROAD TO VICHY!!